Ejercicio de comprensión.

            No voy  a ser yo quien defienda al gobierno actual. ¡Dios me libre! Pero voy a hacer un ejercicio de comprensión con respecto a los recortes o ajustes, depende del partido que las nombre, en las distintas áreas.

Para empezar tengo que reconocer que hay un momento de mi vida en el que me idéntico con el Sr. Mariano Rajoy. Quizá él se presentó y fue elegido presidente para intentar salvarnos de una crisis galopante con tendencias suicidas que venía de fuera pero que el anterior gobierno no supo manejar. Yo no me presenté candidato a nada pero me encontré que “el anterior gobierno” había gastado por encima de sus posibilidades y me encontraba en una situación cercana a la bancarrota.

Lo primero que hubo que hacer fue limitar la credibilidad del anterior gobierno. Cualquier cosa que dijese o hiciese había que mirarla con lupa. Su credibilidad era nula. No conforme con hundir el barco después de una recuperación mínima quería retomar el mando. Algo que se  veía impensable después de ver los daños ocasionados. Al igual que Mariano me encontré con una mayoría que si no fue absoluta al principio si se hizo efectiva una vez firmada la separación total con el “anterior gobierno”.

Lo principal fue ver el balance de gastos e ingresos. Los gastos superaban con creces, con muchas creces, los ingresos. Primero porque los ingresos no se ajustaban a la realidad. Se habían inflado partidas que no se habían cobrado y que no se cobrarían bien porque no se había hecho el trabajo requerido o bien por carecer de fundamento. Los gastos se encontraban en todas las áreas. Algunas por partida doble y sin funcionalidad. Para ello hubo que reajustarse a los ingresos, que además serían menos al no contar con los que podía ofrecer el “anterior gobierno”, y no contar con posibilidades futuras sino con efectivo contante y sonante. Nada de hacer cábalas con lo que podía venir. Solo podía gastarse lo que se ingresaba. (Vamos lo que les solicitan ahora a las comunidades.) Hubo que hacer frente a liquidaciones de material que era imposible seguir pagando y que además generaban unos gastos imposibles de mantener.  Por eso se perdían un servicio que si bien en un momento dado podía ser considerado imprescindible se podía hacer frente a él con servicios públicos o en su defecto con solicitudes esporádicas a la Comunidad Económica Europea (en mi caso pedirle el coche a mis hermanas.) Afortunadamente las inversiones en infraestructura y material eran totalmente innecesarias al haberse hecho cargo, con un sobrecoste desproporcionado, el “anterior gobierno”. Si hubo que hacerse cargo del mantenimiento de esas infraestructuras pero se limitó el gasto en material (los productos de limpieza se compran en el Mercadona en vez de El Corte Inglés) y se suprimió el personal encargado que ejercía esas funciones reubicándolo y dependiente de otros organismos. Se paga el gasto que quedaba pendiente para que siga funcionando la electricidad pero se limita su uso. Menos bombillas, y tanto calefacción como aire acondicionado se usan en situaciones extremas. (Más o menos ropa en casa, en vez de ir con camisas bonitas y el aire a toda leche, y se suprimen focos de luz. – Lo que acaba de hacer el ayuntamiento con la Portada de Feria-).

En Educación se deja de pagar las clases extras que tenía el pequeño. A partir de ahora los que están en casa son los que se hacen cargo de ayudar a Rafa. Los tiempos “muertos” que había se reinvierten en la educación. Además aprendemos a la misma vez que él. Es necesaria una inversión de capital en educación, libros, material, zapatillas, chándal que además sirve como ropa complementaria de deporte, pero se elimina cualquier gasto innecesario o superfluo. (Nada de gomas de borrar de 0.70 cts aunque sean más bonitas, o bolígrafos de marca.)

Cultura es una de las áreas que va a sufrir una de las restricciones más grandes. Sin embargo sigue siendo fundamental. Primero, se deja de comprar libros. Hay material suficiente en la estantería, además de contar con las bibliotecas privadas de los amigos y las públicas. La fotografía, con la cámara digital, y la escritura, un cuaderno vale, pueden seguir funcionando sin necesidad de ningún gasto extra. Se elimina la publicación en blog al quedar anulada la línea ADSL que será sustituida por una conexión en la biblioteca pública ocasionalmente. También se usa la de otros departamentos. (Trabajo, hermanas y amigos a los que se les gorronea internet.) En cuestión de espectáculos se eliminan las partidas. Solo pueden hacerse los que acarrean un gasto mínimo o nulo. (El teatro de Duque de Rivas, conciertos en bares o patrocinados por el Ayuntamiento…)

En sanidad los gastos que se recortan vienen predeterminados por el balance de ingresos y gastos. Afortunadamente nunca ha sido una partida preocupante. El seguro privado se elimina, lo peor, o lo mejor, es que nunca llegó a usarse. Es un gasto que no me cuesta suprimir ya que por mi parte me negaba a ser beneficiario. Los gastos farmacéuticos que sin ser excesivos si son superfluos, se eliminan. Gastos como cajas de paracetamol, ibuprofeno en tipología infantil y adulto, tiritas de Agatha Ruiz de la Prada y Superheroes, además de tiritas en gel para zapatos. Las pastillas Juanola, y del Doctor Andréu, así como ir a pesarse a la farmacia o la pasta de dientes Lacer, simplemente dejan de comprarse.

Se potenciaran actividades de medioambiente, de igualdad y de integración, así como las deportivas siempre que no supongan un gasto, o un gasto excesivo. Se deja de ayudar a ONG´s, y colaboraciones económicas personales. (Vamos, que nada de dar un euro al músico de la esquina.) Los materiales usados para estas actividades se integraran en los departamentos que lo soliciten y no serán exclusivas de actividades puntuales. (Las zapatillas del paddel pasan a ser de “deporte en general”  y botas de montaña entran a formar parte de vestuario común.)

¡La imaginación al poder! Más que nada porque es lo único que nos queda. Y disfrutar del resto de vida es más cuestión de cabeza que de economía. Ya digo… quizá pueda entender lo que está liando este tipo. Claro que… también podría hacer un ejercicio de comprensión de aquel que le pegase un tiro. Al que no puedo entender es “al anterior gobierno”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Noticias y política, Organizaciones, Salud y bienestar, Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a Ejercicio de comprensión.

  1. ErDani dijo:

    Siempre se suele decir que es fácil aplicar el sentido común a todos los aspectos de la vida… pero nunca más fácil de lo que explica tu “ejercicio de comprensión”

  2. Lorena Martínez dijo:

    Alguien con quien ya no tengo contacto me dijo una vez…por qué lo llaman sentido común,cuando en realidad no es nada común?La verdad es que da que pensar,de todas formas hemos crecido en un sistema (y todos hemos entrado en el juego)que creo que va contranatura.Luego necesitamos buscar cosas externas para desestresarnos,volver a un ritmo natural…el que no nos permiten y si te sales del tiesto y no eres un borrego más y piensas que existen otras formas…pues a veces no encuentras ni trabajo!Y cuando tras mucha lucha lo consigues no siendo un clon más…por la economía, pende de un hilo!En fin,me gustan las comparaciones con lo que consumimos en el día a día…Pero,hay tiritas de Agatha?jeje!Y que viva la imaginación y el escapismo!
    Firmado:una chica cuya cabeza es una olla expres!

    • Fran dijo:

      Lorena, no te marees. Es solo un punto de vista. Hay muchos más. Aunque algunos solo vean uno y no puedan, ni quieran ver otro distinto. La otra cosa es que lo compartas o no, lo que si hay que hacer es respetarlo. Pero claro… hay algunos que cuesta un poco más hacerlo. Y si… hay tiritas de Agatha.

      • Lorena Martínez dijo:

        No te preocupes,es que había para mucho en el texto y era temprano para estas cosas para mí,jej! pero es que veo a mi alrededor situaciones …gente con tanto talento…que no tiene a qué agarrarse y me cabrea mucho ,y como tú dices sí hay que respetar pero a veces cuesta bastante!De todas formas ya termino…todavía hay gente que arriesga y usa la imaginación y eso aporta algo de esperanza aunque les corten las alas,que no es tarea fácil,no,no,no…Ves, cada uno vemos algo distinto y eso me gusta,de casi todo se aprende alguna cosa,no te marees mucho tampoco con mis filosofadas,voy a por café!

  3. maripili dijo:

    Pues mira sí, en mayor o menor medida, comparto todo lo que has dicho, en cuanto a realizar un ejercicio de comprensión del nuevo gobierno como el hecho de que por mal que lo hagan, nunca lo podrán hacer peor. Lo que sí me gustaría es aportar otra reflexión que es a la que yo, como nuevo gobierno en casa y colaboradora de un nuevo gobierno fuera, me estoy encontrando:
    ¿Por qué cojones siempre tenemos que llegar los buenos en los peores momentos y comernos los recortes cuando nunca tuvimos la culpa ni colaboramos en la crisis??????
    Lo que no podría soportar es que cuando llegue la bonanza se realice otro cambio de gobierno, que eso también lo hemos vivido en el pasado.

    • Fran dijo:

      Lo importante es que ahora las decisiones las tomas tú. Te encuentres lo bueno o lo malo las decisiones son tuyas y a quien le van a repercutir es a ti. ¡Vamos a ver como nos sale!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s