Decathlon

Lo inaguró Papá Noel, los Reyes Magos se han lucido este año con un montón de cosas que han sacado de ahí. A los cordobeses se nos ve más deportivos, el salmorejo y la cervecita del Correo ya no se toma con pantalón largo y camisa, ahora para hacerlo bien hay que llevar al menos un chándal. Yo he sido el último córdobes que quedaba por pisar su suelo y por fin alguien me llevado al Decathlon.

¡La virgen santa! Aquello es enorme y además todo dedicado al deporte. Que te interesa la petanca, allí tienes a tres vejestorios del imserso con pantalón playero y chanclas que son los que más saben de eso. Los mismos que me encuentro todos los días al lado del faro de Torre del Mar. Que lo que te gusta es la hípica, pues te ves a Jonh Wayne perfectamente equipado con botas y casco pijo de scotter para enseñarte todo lo relacionado. Hasta caballos creo que tienen en una de las estanterías. ¡Yo flipé! Así que mientras dejaba a Estrella buscando unos calcetines para fitnes, negros, de la marca “chimpichin”,  no me preguntes que no recuerdo, pero es muy buena porque los tiene la tienda, yo me fui a mirar los arcos y las flechas que había por otro lado. Cuando curioseaba por allí se me acerca un tipo.

– Buenos días. Me llamo Guillermo Tell. Necesita que le asesore para conseguir el plumín ideal para su arma.

– Yo… esto, es que.. a mi siempre me ha interesado el arco y quería …

– En ese caso no se preocupe. Llamaré a mi compañero que está especializado en ese arma.

Y girándose llama la atención a un tipo con un gorro verde que se acerca y le comenta:

– Robin, este señor está interesado en el manejo del arco.

Y el tal Robin, que no sé porque a mi me recuerda un zorro de la Disney, empieza a explicarme todo lo relacionado con el arco. Que si esto es la empuñadura, aquí las palas, el tips, la ventana, la flecha, esto si me suena. Total que me deja con la boca abierta y ya se “exactamente” que es lo que quiero. Pero… el que me gustaba no he podido comprarlo. Los mil quinientos euros no eran problema pero es que necesitaba un permiso de armas o algo así. Al final me decido por uno de iniciación para niños de cinco a diez años con unas flechas de ventosa que molan un huevo.

Después de tres llamadas al móvil consigo localizar a Estrella, se había metido en la zona de acampada y el entorno selvático para ambientarte no dejaba pasar la cobertura.

-¿Qué?  ¿Tienes los calcetines?

– No. Aún no. Me he entretenido mirando unas mallas especiales para la Marathon de New York y me he liado. -Me dice mientras me enseña unos pantaloncillos- Pero espera que le pregunto a aquella chica.

La chica no es otra que la prima de Eva Nasarre que después de enseñarle siete pares de calcetines les da los que habíamos ido a buscar. Yo pensaba que los calcetines de deporte eran todos blancos y se compraban en el mercadillo, pero claro… es que no había estado nunca en el Decathlon. Estos calcetines se los pones a mi nene y seguro que ni siquiera le huelen los pies a queso rancio por mucho que tarde tres días en ducharse. Que lo tarda.

-¡Hostia! ¡La una y pico! Tía yo me tengo que ir a currar, ¡pero ya! – Le digo a Estrella.

Y antes de salir lo que me dan ganas es de tirar mis zapatillas de esparto y colocarme una deportivas, coger alguna bicicleta, o el caballo de John Wayne e ir haciendo deporte hasta la estación de autobuses. Entonces se abre la puerta que da acceso al aparcamiento y una bocanada de aire de 48º se queda unos segundos antes de ir desapareciendo con el aire acondicionado de la tienda. Miro a Estrella y le digo:

– Anda… enciende el aire del coche que te espero aquí en la puerta mientras compro unas pilas para la linterna ecológica de acampada.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Baloncesto, Entretenimiento. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Decathlon

  1. Lucía Murcia dijo:

    Eso debe ser lo que a mí me hace falta, un poco de deporte… Una vez me compré unas zapatillas y me sentí muy bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s