Cumpleaños.

– Hoy es mi cumpleaños. – Me dijo sin levantar la vista de sus muñecas.
– Felicidades. ¿Cuantos cumples?
– Treinta y ocho.- Me respondió con su inocencia infantil.

Entonces ella siguió jugando, pintando muñecas a las que ponía nombre, que sentaba en las otras sillas para que, juntas, tomasen té.

Esta entrada fue publicada en Relatos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .